UNIENDO LOS PUNTOS

A veces, de vez en cuando, recibes un regalo no solicitado en forma de reconocimiento. Eso es lo que me entregó hace pocos días un antiguo colaborador, F. Nos vimos y me dijo algo así como “ahora entiendo lo que nos decías y cómo organizabas las reuniones de comerciales, ahora comprendo muchas cosas…”. Estaba más en sintonía conmigo ahora que cuando trabajábamos juntos. Estaba uniendo los puntos. Y al hacerlo, estaba más ilusionado de lo que le había visto en mucho tiempo. Al unir los puntos y compartirlo conmigo me alegró el día. Gracias.

Pero el no es el único que une los puntos. Creo que la mejor historia de unir puntos que escuchado es la Steve Jobs. Si, creo que es lo que toca esta semana.

Lo que sigue es el discurso que dio en la graduación de la promoción de 2005 de la Universidad de Stanford. Creo que es bastante elocuente por si mismo. Y creo que en un momento como este puede ser de utilidad a muchos vendedores (y no vendedores) que no saben como asimilar los desafíos y dificultades, frustraciones y chascos con los que se están encontrando. Estoy seguro de que ver como otros unen los puntos, puede ayudarte a unir los puntos. Aquí tienes el discurso de Steve Jobs subtitulado. Disfrútalo. Reflexiónalo. Y luego ve uniendo los puntos, aunque seguro que algunos los unirás más adelante. Pero luego lo comentamos. Ahora disfruta del discurso.

Pincha aquí (o copia y pega en tu navegador). http://www.youtube.com/watch?v=6zlHAiddNUY

¿Te ha gustado? ¿Te ha sido útil? ¿Has comenzado a unir puntos?

Seguro que si, y también seguro que sigue habiendo puntos inconexos. Puntos que todavía no comprendes, puntos a los que todavía no les ves la utilidad. Suele pasar. Nos pasa a todos. En los juegos de unir los puntos, están numerados y sabes cómo unirlos. En la vida se van uniendo solos, pero solo le encuentras el sentido después de un tiempo. Durante mucho tiempo solo ves puntos, y algunos son dolorosos, pero al final cobran sentido. Claro que “al final” nunca se sabe cuándo va a ser.

Puede que el “punto” en el que estás ahora sea de decepción por los pocos resultados de tu trabajo. Puede que sea de agobio o preocupación por el futuro (o el presente). Puede que sea de aparente desolación personal. Puede que sea de duda profesional. Sea lo que sea, es un punto que acabará por cobrar sentido, PERO QUE TENDRÁ EL VALOR QUE LE APORTES AHORA CON TU ACTUACIÓN. Si, los puntos no son estáticos, no son inmutables. Están ahí, pero terminarán por ser lo que hagamos de ellos. Luego cobrarán sentido y les veremos la utilidad, pero ahora acabarán por ser lo que hagamos de ellos. Vuelve e escuchar/leer el discurso de Steve Jobs. No se abandonó cuando le echaron de su propia empresa. Creó otras dos con las que aportó tanto valor que, sin proponérselo, volvió a lo grande. El punto estaba allí, pero él hizo que fuese lo que fue.

¿Verdad que hay puntos para unir en tu vida? Ahora puedes unir algunos pasados, pero estás creando otros. Hazlo con pasión, en la vida, y en el trabajo.